domingo, 20 de abril de 2014

Retorno

No se muy bien porqué he llegado hoy a esto y no he podido menos que ponerme a verlo, tengo recuerdos vagos, me gustaba, pero hace tanto tiempo.



lunes, 31 de marzo de 2014

Festival sorpresa.

Era una sorpresa relativa porque para que no hiciera planes SE ya me había avisado que este fin de semana habría sorpresa, si bien es cierto que andaba yo bastante desencaminado en cuanto a mis suposiciones.

E caso es que por fin el jueves me dijo que teníamos hotel y abonos para asistir al festival de música Pórtico de Zamora.

Lo primero que hay que decir es que este festival se celebra en una iglesia rómanica no demasiado grande y que por tanto hay pocas localidades y que se suelen agotar enseguida,  es decir que la idea no se puede improvisar y que hay que estar muy atento para conseguir las entradas.

Sobre la sorpresa sólo puedo decir que me hizo mucha ilusión y que sin duda es uno de los mejores regalos que hayan podido hacerme en mi vida.

Y ahora procurando no extenderme mucho iré con una pequeña opinión de cada concierto:

I- Viernes 28 a las 21:00. Cantos y Lamentaciones a cargo del Tenebrae Consort.

John Sheppard (c. 1515-1558)
IN MANUS TUAS I 

Canto llano  
Himno para el Domingo de Pasión: PANGE LINGUA GLORIOSI 

Canto llano 
COMPLINE IN PASSIONTIDE 

John Sheppard 
IN MANUS TUAS II 

Thomas Tallis (c. 1505-1585)
LAMENTACIONES I 

Canto llano
Responsorio: IN MONTE OLIVETI 

Thomas Tallis 
LAMENTACIONES II 

Canto llano 
Responsorio: TRISTIS EST ANIMA MEA 

Canto llano
LETANÍA PARA DESPUÉS DE LAUDES, JUEVES SANTO 

William Blitheman (c. 1525-1591) 
IN PACE IN IDIPSUM

Con la impecable técnica que suelen tener estos conjuntos británicos y en el sobrecogedor ambiente de la iglesia  alumbrada en algunos momentos sólo con velas el concierto resulta cuanto menos impactante. Por ponerle un pero quizá la proporción entre canto llano y polifonía, podría haber sido otra, yo habría preferiao algo más de esta segunda.



He intentado insertar el vídeo de la crónica de la Opinión de Zamora pero como me temo que no he sido capaz pongo el enlace con el artículo completo, porque además estoy bastante de acuerdo con lo que dice.

II-Sábado 29 a las 12:00. Ars Melancholiae, a cargo de José Miguel Moreno

SYLVIUS LEOPOLD WEISS (1686 - 1750)
 Prelude, sol menor
 Ciaconne, sol menor
 Fantasie, do menor
 Ciacona, mi bemol mayor

SYLVIUS LEOPOLD WEISS (1686 - 1750)
 Prelude, re mayor
 Allemande, re mayor
 Passagaille, re mayor

JOHANN GOTTFRIED CONRADI (S XVIII) 
  Suite en la mayor
  - Prélude
  - Allemande
  - Courante
  - Menuet 
  - Rondeau
  - Gigue

Tengo este disco de cuando todavía no había caído en el vicio nefando de e-mule y compraba discos y no exagero si digo que es uno se mis favoritos, así que no hará falta  que explique mucho cuanto me gustó este concierto. Añado que después de muchos años y muchos conciertos uno de los que más recuerdo aún es uno que de José Miguel Moreno, por cierto gratis, en el Conservatorio Profesional de Salamanca, considerando que recuerdo haber ido al conservatorio desde mi trabajo, que estaba cerca, y teniendo en cuenta que hace más de 14 años que ya no vivo allí  calculo que sería allá por el año 98.
Como el propio título indica se trata de una música muy melancólica interpretada magistralmente por J.M. Moreno quien por otro lado debió de encontrarse muy a gusto por que nos regaló no memos de seis propinas.

Como en el caso anterior inserto la crónica del periódico local.

III-Sábado 29 a las 19:00. Folías y Romanescas, a cargo de Hesperión XXI

Recercades sobre Tenores

DIEGO ORTIZ
  La Spagna
  Folia IV
  Passamezzo antico I
  Passamezzo moderno III
  Ruggiero IX
  Romanesca VII
  Passamezzo moderno II

Fantasias & Variaciones

ALONSO MUDARRA
  Fantasía que contrahace la harpa de Ludovico (Harp)
TOBIAS HUME
  Good againe (Bass viol)
LUYS DE NARVÁEZ
  Diferencias sobre «Guárdame las vacas » (Vihuela)

Glosas & Improvisaciones

FRANCISCO CORREA DE ARRAUXO
  Glosas sobre “Todo el mundo en general”
  Improvisació
  Canarios
ANTONIO VALENTE
  Gallarda Napolitana

.....................................................................................................

Gaitas & Diferencias

ANON. 1600
  The Lancashire Pipes (Lyra-viol)
ANON. (SCOTS & ENGLISH)
  The Spanish Jeepsies (Harp)  
GASPAR SANZ
  Passacalle (Guitar)
ANTONIO MARTIN Y COLL
  Diferencias sobre las Folias

Lo que antes dije sobre J.M.Moreno y sus discos sirve, corregido y aumentado, sobre Savall. Seguro que no hay en mi colección de discos nadie más representado que él y su conjunto Hesperión XXI. En esta ocasión reducido a sólo cuatro miembros ¡Pero qué cuatro! El propio Savall, su inseparable percusionista Pedro Esteban, el arpista británico&Andrew Lawrence-King y el guitarrista y laudista noruego Rolf Lidesvand.
 Maestro cada uno en lo suyo, este repertorio lo dominan sin esfuerzo, estoy seguro que la única preparación que necesitan es afinar los siempre delicados instrumentos originales, podrían haber llegado cada uno por su lado y ponerse a tocar como si tal cosa. Incluso podrían hacerlo sin partituras, habida cuenta de que la mayoría de las piezas, una vez expuesto el bien conocido  tema, consisten en lo que entonces se llamaban glosas o diferencias es decir básicamente improvisaciones. No hechas, claro, al "tuntún" sino según las reglas que dominan a la perfección
Ellos parecen divertirse así y eso como no podría ser de otra forma se transmite al publico que, obvio es decirlo, abarrotaba la iglesia. Un concierto de los que sin duda te hacen más feliz, también debieron quedar ellos muy satisfechos porque al terminar, después de unas cuantas propinas,por la puerta entreabierta de la sacristía, pude ver como Savall abrazaba efusivamente a cada uno de sus compañeros.

Crónica con video incluido de la Opinión de Zamora

IV- Sábado 29 a las 23:00. Cuarteto para el final de los tiempos de Oliver Messiaen. Por el trio Arbós mas el clarinetista José Luís Estellés.

Si bien el festival suele centrarse más en la música antigua no excluye otras épocas como por ejemplo esta obra compuesta  y estrenada en 1940 en un campo de concentración alemán donde Messiaen era prisionero de guerra.

La obra se estructura en ocho movimientos que la organización tuvo a bien ilustrar con palabras del propio Messiaen

1er Movimiento. «La Liturgia de Cristal»

Entre las tres y las cuatro de la mañana, el despertar de los pájaros: un mirlo solitario, puede que el ruiseñor, rodeados por un resplandor sonoro, un halo de trinos perdido en lo alto de los árboles. El silencio armonioso del Cielo.

2º Movimiento. «Vocalise para el ángel que anuncia el fin de los tiempos»

La primera y la tercera parte evocan el poder de un colosal ángel. Con arco iris sobre su cabeza y vestido de nubes; un pie en el mar y el otro en tierra. La sección central son las armonías impalpables del cielo. En el piano, cascadas dulces de acordes azules-anaranjados, que encierran en sus lejanas campanadas la canción imperceptible y llana del violín y cello.

3er Movimiento. «Abismo de los pájaros»

El abismo es el Tiempo. Con su tristeza, con su cansancio. Los pájaros son lo opuesto al Tiempo; son nuestro deseo de luz, de estrellas, de arco iris y de canciones.

4º Movimiento. «Interludio»

Scherzo. Con un carácter más personal que los otros movimientos, pero de alguna manera conectado a ellos a través de ciertos recuerdos melódicos.

5º Movimiento. «Loa a la eternidad de Jesús»

Jesús es la Palabra. Infinitamente lenta, una frase del cello magnifica con amor y reverencia la eternidad de la Palabra, tan delicada y tan poderosa, cuyo tiempo nunca termina. La melodía se extiende, se estira con majestad en una suerte de caricia distante pero inabarcable. «En el principio estaba la Palabra. Y la Palabra estaba con Dios. Y la Palabra era Dios».

6º Movimiento. «Danza de la furia, para las siete trompetas»

Rítmicamente es la pieza más característica de toda la serie. Los cuatro instrumentos al unísono, imitan trompetas y gongs (las seis primeras trompetas del Apocalipsis seguidas de sus terribles desastres. Después, la trompeta del séptimo ángel, anunciando la consumación del misterio de Dios). Valores agregados, ritmos aumentados y disminuidos. La música de la piedra, el formidable sonido del granito. Irresistibles movimientos de acero, monumentales bloques de rabia púrpura y borracheras de hielo. Hacia el final de la pieza, se escucha especialmente el terrible fortissimo en el tema aumentado y los cambios de registro de las notas.

7º Movimiento. «Red de arcoíris, para el ángel que anuncia el fin de los tiempos»

Aquí aparecen ciertos pasajes recurrentes del segundo movimiento. El ángel aparece con toda su fuerza, y en especial el arcoíris que le cubre (el arcoíris, símbolo de paz y sabiduría, con toda su vibración luminiscente y sonora). En mis sueños, oigo y veo acordes y armonías ordenados, formas y colores reconocibles; después, tras esta etapa de transición, paso a través de lo irreal y sufro, en éxtasis, una batalla; una compenetración espiral de colores y sonidos sobrehumanos. Las espadas de fuego, la lava azul y naranja, las estrellas imprevistas: ¡ahí está la red!, ¡ahí están los arcoíris!

8º Movimiento. «Loa a la inmortalidad de Jesús»

Largo solo de violín, contraparte del solo de violoncelo del quinto movimiento. ¿Por qué esta segunda alabanza? Se refiere especialmente al segundo aspecto de Jesús, Jesús el Hombre, la Palabra hecha carne, la inmortalidad alzada tras la comunicación de su vida. Es todo amor. Su lento ascenso hacia el agudo más extremo es el ascenso del hombre hacia su dios, el hijo de Dios hacia su Padre, el ser hecho divino hacia el Paraíso.
(Los textos los he copiado de este artículo de Jot Down, por cierto muy interesante, y que incluye al final un video con la obra completa)

Quienes me conocéis sabéis que yo soy más bien barroco-antiguo que otra cosa y que mi aprecio por la música "contemporanea" (las comillas son porque estamos hablando de 1941) es directamente proporcional a mis escasos conocimientos musicales. Así que iba con cierta precaución, cuirosidad también, a este concierto. Pero he de decir que me gustó y mucho,  supongo que a ello ayudó bastante el contexto. Esta música, es innegable, tiene una gran intensidad dramática por si misma,  si esto lo refuerzas con la explicación del contexto en el que se compuso y estrenó  y las descripciones del autor y además lo colocas a medianoche en la penumbra de una iglesia románica pues la verdad es que te quedas pegado a la silla con los ojos y los oídos muy abiertos, como un ave nocturna. Impactante, de verdad, dentro de unos días tendré la oportunidad de escuchar otra obra de Messiaen, compuesta como homenaje a los muertos en las dos guerras mundiales, y ya voy con ganas.

Crónica de la opinión.

V- Domingo 30 a las 12:00. Yo soy la locura. Por la Galanía y Raquel Andueza.

Después de un viernes y un sábado lluviosos el domingo  amaneció luminoso en Zamora. Después de la música sombría y sobrecogedora de la víspera tocaba algo muy distinto, volver los siglos XVII y XVIII, para escuchar un programa compuesto por música española e italiana del barroco temprano. Música melancólica sí, pero de otro tipo, de esa melancolía "alegre" del amante que sufre pero a la vez es feliz echando de menos al amado. Nuestros vecinos, que son muy así,  hasta se inventaron una palabra para expresarlo: "saudade" aunque luego nadie sea capaz de definirla con precisión y menos de traducirla.

El concierto corrió a cargo del conjunto la Galanía, compuesto por guitarra barroca, archilaúd, y la soprano Raquel Andueza. Ya habíamos tenido la ocasión de disfrutar un par de veces en Salamanca, la última hará poco más de un mes, de esta cantante que además de dar mucha vivacidad a sus interpretaciones tiene una característica para mi muy importante, cosa que creo que ya comenté no se si aquí o en Facebook con motivo de alguno de los conciertos de Salamanca. Se la entiende perfectamente, hasta el extremo que según la crónica de la Opinión "Su dicción es tan perfecta que se podría copiar el concierto entero al dictado" y no puedo estar más de acuerdo.

En definitiva otro concierto para disfrutar.

Si el amable lector ha tenido la paciencia de llegar hasta aquí espero que al menos, después tan lamentable ejemplo incapacidad para la síntesis, haya llegado a la conclusión de que he disfrutado muchísimo del fin de semana y de la sorpresa que SE me tenía preparada.

Sólo me cabe ya darle aquí, públicamente, las gracias.

jueves, 6 de febrero de 2014

El dúo de la Africana.

Aviso. Esto es el colmo de la vagancia, hacer un post copiando un comentario y una foto propios del Facebook. No se puede caer mas bajo, en fin.


Fuimos casi de improviso porque yo no me había enterado que había esto y fue mi hermana la que me lo dijo el día antes. Era una versión semiescenificada con la orquesta en la parte de atrás del escenario y los cantantes por delante con una mesa y cuatro cosas más como parco decorado. De todas formas al ser una obra de teatro dentro del teatro tampoco quedaba tan mal. La verdad es que entre los absurdos diálogos en italiano macarrónico y y la música que es agradable de oír lo pasamos muy bien y se nos pasó el rato enseguida. Una pena el poco público que había compuesto en su mayor parte por señoras que...

Tenía intención de hacer alguna foto pero entre que no había descansos y que se me pasó el tiempo tan rápido cuando me quise dar cuenta se había acabado. Rebuscando por el internete he encontrado algunas.




Incluso ¡Oh sorpresa! una de alguno de los los espectadores más jovenes, y eso hablando del de la camisa de cuadros que parece tan interesado es mucho decir. Por cierto que el fotografo es regular, el otro, el de gris al natural es mucho mas guapo.



Y aquí el breve programa de mano.






martes, 21 de enero de 2014

Madrid villa y corte. Tristán e Isolda

Aprovechando castiza aunque seguramente bastante rancia, y ahí reside parte de la gracia, fiesta local de San Sebastián


Largo fin de semana lúdico cultural en la capital del reino.

El objetivo principal del viaje era asistir al Tristán e Isolda en el Teatro Real aunque de eso hablaré más tarde.

Y ahora vamos con la cosa cultural que, excepto lo de la ópera, no habíamos organizado en absoluto pero que en un sitio tan bien surtido como Madrid y con una simple conexión a internet resulta bastante fácil (Por cierto muy recomendable el hotel  JC Santo Domingo que no sólo tiene Wifi sino que además hay  ordenadores en las habitaciones y está a no dos pasos del Teatro Real)

Lo primero fue el sábado por la tarde en La Casa de América donde pudimos ver la exposición "La exploración del Pacífico, 500 años de historia" que comemora los 500 años de la llegada de Núñez de Balboa al océano Pacífico. No es que sea una exposición maravillosa pero a mi estas cosas de la mar me tiran bastante y en una época en que  a cualquier cosa se la califica como épica no viene mal recordar cosa que verdaderamente sí lo fueron. Incluso se aprenden cosas como que no siempre fue el oro o las especias o el interés científico  lo que motivaron aquellos viajes, algunos fueron filantrópicos en el mas estricto sentido de la palabra, como la "Expedición Balmis".

Después como llovía  y está al lado nos metimos a curiosear en el nuevo ayuntamiento de Madrid, el Palacio de Cibeles monumental edificio magníficamente restaurado, pero vacío, el pretendido centro cultural resulta ser bello contenedor sin continente alguno, cosa que no por más habitual que sea en este país nuestro resulte menos sorprendente, se ve que nos sobra el dinero.

El domingo por la mañana no íbamos a hacer nada  de provecho, tomar unos "vermuses" según la mejor tradición matritense e hispánica en general, pero resulta que el hotel está muy cerca de la plaza de las Descalzas  que toma el nombre del Real Monasterio de las Descalzas Reales, donde casi por casualidad fuimos a dar. Sin conocer demasiado la capital, supongo que en ausencia del Alcázar de Madrid, destruido en 1734 por un incendio, será de lo mejor de la época de los Austrias que se conserva en Madrid. Aunque en mi caso el interés, o la curiosidad, no venga tanto del importante patrimonio artístico consservado el el sino de una cuestión musical. En el monasterio vivió sus ultimos años,  y el él murió, Tomás Luís de Victoria como organista del mismo y como capellán de la Emperatriz María de Austria, que tras enviudar  se había a vivir al convento  y en honor de la cual compuso  el monumental Officium defunctorum publicado en 1605, obra cumbre de la polifonía  renacentista y de la música española de todos los tiempos.

Este fue, concretamente esta versión del coro de la Catedral de Westminster, el primer o segundo CD que compré y todavía probablemente el más apreciado.

Hay en este breve Kyrie de poco más de tres minutos más música que en horas de otros, sin duda algo de lo más sublime que se haya compuesto. Aconsejo tumbarse a oscuras, apagar la luz, cerrar los ojos y dejarse transportar.



Me he ido un poco del tema pero es que que hablando del Requiem de Victoria no puedo evitarlo. La cuestión es que la visita guiada resultó muy interesante  y hay verdaderos tesoros en el monasterio pero desgraciadamente, y eso da idea de la cultura musical que tenemos en España, no se hace referencia alguna en la misma a Victoria. ¿Se puede visitar san Marcos en Venecia sin que te hablen de Gabrielli o Monteverdi? ¿Se puede siquiera dar un paso en Salzburgo sin que ver a Mozart en todas partes? Seguramente no, pero parece que se pueden visitar las Descalzas Reales como si Tomás Luís de Victoria no hubiera existido nunca.

Salto el sábado por  la tarde y dejo el Tristán para el final y me voy al lunes por la mañana en que aprovechando que es gratis y para no "dar de ganar" a Tita Cerveza nos fuimos a ver el Thyssen. Mis conocimientos de pintura son escasos aún así disfruto con algunas cosas, aunque lo cierto es que a veces caigo en el habitual error de intentar ver todo un museo con lo cual lo más normal es que  acabe por saturarme. Quizá por esto aprecié mejor las pinturas más antiguas,  menos las de "en medio" y otra vez más  las más modernas, supongo que por la ruptura con lo anterior. En la visita pudimos disfrutar de la compañía del amigo Eleuterio, de visita  por estas tierras y con quien ya habíamos podido tomar un café y charlar un poco el sábado por la tarde justo antes de entrar al Real. Tras el museo y como era hora de ello nos fuimos a comer y aprovechando que trabaja por allí cerca  Eleuterio llamó a rickisimus2 que se vino con nosotros, lo cual nos dio oportunidad de conocerle personalmente y de disfrutar de una buena conversación que como pasa en estos casos hace pasar el tiempo sin pensar y que a punto estuvo de hacernos perder el tren ya que aún teníamos que volver por el hotel a recoger las maletas. Afortunadamente llegamos a tiempo aunque  sólo un par de minutos antes de la salida.

Y por fin vayamos al Tristán e Isolda.

Como dije antes cuando estábamos en el hotel preparándonos,  antes de ir al teatro recibí un "guasap" de Eleuterio que  hacía algún tiempo me había comentado la posibilidad de que en esas fechas estuviera en Madrid, no me lo había confirmado y por eso fue una agradable sorpresa, además se alojaba también muy cerca del teatro. Así que para alla nos fuimos aunque sólo nos dio tiempo a charlar un breve rato y a tomar un café antes de entrar.

Cumplidos los sabios consejos del propio Eleuterio y de el Mocho allí nos presentamos, bien dormidos, bien comidos,  bien bebidos y bien satisfechas las otras necesidades que no es elegante mencionar. El teatro estaba lleno, creo que estaba vendido todo antes del estreno y tras recoger el programa bastante decente en esta ocasión, a diferencia del año pasado que nos dieron una birria de hoja, que tiene narices con lo que cuestan la las entradas. Las localidades eran de "visibilidad reducida o nula" aunque para una representación normal no hubieran estado mal porque se veía bastante el escenario a excepción del uno de los lados del proscenio. Lo malo es que como en esta producción parece que lo importante es ver las proyecciones y no a los cantantes estos sólo se mueven  por el proscenio y para no estorbar tampoco precisamente por el centro sino por los laterales, y para nuestra desgracia mayormente por el que nosotros no veíamos.

Desgracia relativa porque como ya he dicho el montaje casi podría definirse con una versión en concierto con proyecciones. Los cantantes sí se mueven en interactúan entre ellos pero casi en penumbra y vestidos con ropa normal y de colores generalmente oscuros, si a esto añadimos la atención de leer los los sobretítulos, que como su propio nombre indica, están arriba se acaba prestando poca atención a lo que ocurre  abajo en el escenario.

Las proyecciónes de Bill Viola, no voy a negarlo, son muy bonitas, unas tienen más que ver con la acción, como por ejemplo las del principio en que aparecen Tristán e Isolda o el mar


O las del final en las que el cuerpo inerte de Tristán asciende.

Otras son mas conceptuales como algunas de las más vistosas que representan fuego o agua.


Y otras de árboles y salidas o puestas de sol o unas algas marinas moviéndose al ritmo de las olas, que son muy bonitas pero no veo yo que aporten gran cosa o siquiera tengan mucho que ver.

En definitiva que la puesta en escena... no es que esté mal pero ¿Es de verdad una puesta en escena? Supongo que los  Sellars y Viola  habrán cobrado sus buenos dineros por ella pero como diría el pare de una amiga "Jornal ganao más a traición". Sobre todo por parte de Sellars, porque este hacer, ha hecho más bien poco. Viola al menos hizo los vídeos aunque hace diez años y a estas alturas estarán más que bien pagados y amortizados.

¿Y entonces cual es la conclusión? Vas a ver una cosa que no ves bien y, además no pasa gran cosa,  y es en alemán que no pillas ni una palabra, y los cantantes cantan y cantan largas parrafadas en las que a diferencia de la ópera italiana mas convencional no se repiten las las frases pero si los conceptos, una y otra vez, y los temas musicales, el famoso acorde de Tristán pulula  constantemente por la obra, y son tres actos de 1:15 cada uno, mas dos descansos y entras a las seis y sales a las once...  vaya rollazo ¿no?

Pues no, la música es extraordinaria y fluye  de forma continua, esas largas parrafadas que parecen que no van a acabar nunca llevan a una serie de momentos de clímax absolutamente maravillosos. En definitiva que a mi al menos no se me hizo largo en absoluto.

Respecto a cuestiones interpretativas no voy a entrar demasiado, la orquesta creo que muy bien, a falta de grandes movimientos escénicos  seguramente lo más espectacular sean algunos efectos orquestales  conseguidos al final del primer acto colocando parte de los metales  en el anfiteatro justo encima del palco real. Un efecto similar hay en  el tercero cuando se colocan en la misma posición el corno ingles y otras maderas para recrear el efecto del pastor tocando la melodía de gaita. Si eso es idea de Sellars al menos algo si  hizo. El coro aunque no canta mucho también esta en una posición peculiar puesto que según parece se encuentra en las "jaulas" que hay arriba en los laterales del Paraiso para la gente que llega tarde.

No he oído otras voces en directo para  poder  comparar  y además me faltan conocimientos para juzgar a los cantantes, a mi la que más me gusto fue Violeta Urmana, me pareció que estaba un poco por encima del nivel de los demás, Dean Smith no creo que estuviera mal, se le oyó hasta el final, después de verlo en directo entiendo la fama de "matatenores" del papel de Tristán, el tercer acto tiene que ser terrible para ellos, si dura 1:15  yo creo que canta más de 50 minutos. Fue muy aplaudido, y seguramente con razón, el Rey Marke, Franz-Josef Selig.

Y hablando de aplausos en el saludo final fueron bastante intensos, sobre todo para el director y la orquesta, Isolda y como ya he dicho Marke, pero un tanto breves, la gente salió zumbando, se ve que era domingo, pasaban de las once de la noche y  la gente debía tener prisa por llegar a casa.

En definitiva que tras la experiencia fastuosa y convencional de la Aida en La Scala en noviembre  y  ahora con este Wagner raro en lo escénico del Real hemos tenido nuestro particular año Werdi-Wagner con dos cosas que a pesar de haber sido  tan distintas, o quizá precisamente por ello, puedo decir que me han encantado las dos.

Para terminar pongo aquí el enlace de la conferencia de José Luís Téllez  en el Teatro Real sobre esta ópera.






miércoles, 8 de enero de 2014

"Por los Reyes lo notan los Bueyes"



Lo que en román paladino viene a querer decir que los días son ya un poquito más largos. Así que hoy primer entrenamiento en laborable del año con los focos de la bici. No ha sido gran cosa, 35 km y 1:30, pero la verdad es que es un entrenamiento que viene muy bien para el músculo más importante, que como sabe todo el que practique este tipo de deportes que requieren cierta constrancia, no está en las piernas sino en la cabeza.

Hasta me están entrando ganas de volver a mis tristes cenas de manzana y yogur.

Y ..."Por San Sebastián, una hora más"